Alivios Naturales para el Tratamiento de las Hemorroides

Alivios Naturales para el Tratamiento de las Hemorroides

Tratamiento de las Hemorroides o Almorranas con Remedios Naturales y Caseros

Ante la presencia de esta incomoda situación física, en una zona tan delicada y molesta ponemos a disposición una seria de consejos naturales para el tratamiento de las hemorroides.

Puede utilizarlos como remedios naturales para lograr un bienestar y alivio del la hinchazón, dolor y molestias causadas por las hemorroides.

Semillas de comino negro

Esta es una práctica común en la India como remedio natural para curar las hemorroides.

Mezcle una cucharada de semillas de comino negro asado con una cucharada de comino negro sin tostar.

Tome la mitad de una cucharadita de esta mezcla con un vaso de agua cada día.

Chalotes

Cortar las chalotes en 20-25 piezas.

Áselo en mantequilla o aceite.

Coma todos los días.

Jugo de rábanos

El  jugo de rábano reduce la hinchazón y el dolor asociado con las hemorroides.

Beber por la mañana y por la tarde de jugo de rábano.

Empezar a beber cuarta taza, luego aumentar gradualmente su consumo a media taza en un período de un mes.

Tome este medicamento hasta que note un marcado alivio.

Plátanos

La fibra presente en el plátano actúa como laxante natural. Es útil para mejorar los movimientos intestinales, por lo que no tiene que hacer esfuerzo cuando se está en el inodoro.

Hervir un plátano con una taza de leche y mezclar bien.

Beba la mezcla de tres a cuatro veces al día.

Hojas de calabaza amarga

Las hojas de calabaza amarga tienen propiedades medicinales. Ayudan a reducir el dolor y la hinchazón provocada por las hemorroides.

Triturar las hojas de calabaza amarga para extraer el jugo.

Mezclar tres cucharadas de este jugo con un vaso de suero de leche.

Tome esta mezcla cuando se tiene el estómago vacío cada mañana durante al menos un mes.

Jugo de limón

Aunque el siguiente remedio puede causar cierta incomodidad y ardor, es muy eficaz para reducir el dolor causado por las hemorroides.

Exprimir un limón para obtener jugo fresco.

Sumerja una bola de algodón en el jugo.

Aplicar la bola de algodón empapado en la zona anal durante cinco minutos.

Esto producirá un alivio rápido del dolor y la inflamación.

Aloe Vera

Preparaciones de aloe vera actúan maravillosamente sobre las inflamadas y dolorosas hemorroides, además de reducir el sangrado. Se puede utilizar de diferentes maneras.

Corte una hoja de aloe vera por la mitad y caliente ligeramente.

Aplicar en la zona afectada antes de ir a la cama.

También se puede congelar las hojas de aloe vera y aplicar sobre las zonas afectadas para reducir el dolor, la picazón y la sensación de ardor.

Jengibre

Mezcle una cucharadita de extracto de jengibre, extracto de menta, una cucharada de miel y jugo de limón.

Tome este medicamento cada día para aliviar los síntomas de las hemorroides.

Saquitos o bolsitas de té

El té contiene taninos astringentes naturales. Ellos le ayudarán a reducir la hinchazón y el dolor en el tratamiento de las hemorroides.

Aplique una bolsa de té caliente y húmedo sobre la zona afectada.

El calor va a calmar la zona.

Puede aplicar la bolsa de té mientras se está sentado en el inodoro.

Alimentos ricos en fibra

Para el tratamiento de las hemorroides y su prevención debe:

Incluir más frutas y verduras en su dieta.

Comer arroz integral en lugar de arroz blanco.

Añadir la harina de avena, salvado de trigo y legumbres en su dieta.

TENGA EN CUENTA ESTOS CONSEJOS PARA EL TRATAMIENTO DE LAS ALMORRANAS

No levantar objetos pesados, ya que esto puede causar más presión sobre las hemorroides.

Trate de dejar salir las heces con cuidado para no agravar innecesariamente las hemorroides. Se puede reducir la presión sobre el recto colocando sus pies en un taburete pequeño.

Además de estos remedios, es importante beber 8 a 10 vasos de agua al día para evitar las heces duras y facilitar el tráfico en el intestino. No raspar y limpiar la zona de las hemorroides con papel higiénico. Utilice un paño humedecido con alcohol para limpiar el área.

Para prevenir las hemorroides, usar ropa interior de algodón, ya que son menos irritantes que los tejidos artificiales.

Por último, hacer ejercicio con regularidad ayuda a conseguir una buena digestión y para facilitar el movimiento de los intestinos. Esto contribuye a cualquier tratamiento de las hemorroides.