Las Propiedades de esta Gramínea te va a Llenar de Energía

Las Propiedades de esta Gramínea te va a Llenar de Energía

La avena sativa es una gramínea originalmente salvaje, propia de climas templados a fríos. Por mucho tiempo fue considerada maleza en los cultivos de trigo y cebada, hasta que se reconoció su valor como alimento humano.

Es originaria de Europa central y, por sus cualidades energéticas y nutritivas, ha sido el pilar de la alimentación de numerosos pueblos y civilizaciones.

Propiedades de la Avena

En Escocia es un cereal básico, recomendado para tratar problemas oculares.

Es una excelente fuente de vitaminas del complejo B, vitamina E, calcio, fósforo, hierro, magnesio, cobre y zinc.

Es un alimento energético, apropiado para quienes realizan una actividad física intensa o desean aumentar su vitalidad: personas que se encuentran abatidas, sin fuerzas, con permanente sensación de sueño, estresadas, etc.

La avena contiene hidratos de carbono de absorción lenta y de fácil asimilación, por lo que se la recomienda en las dietas.

Es rica en ácidos grasos insaturados, ácido linoleico, vitamina B16 (inositol) y sustancias mucilaginosas; determinando una reducción en la tasa de colesterol sanguíneo de quienes la consumen en forma habitual.

Gracias a las propiedades de la avena y su alto contenido de fibras, favorece la desintoxicación del organismo y combate el estreñimiento.

Por lo general no se la emplea como grano sino como avena arrollada (semimolida) o harina.

Podemos encontrar la avena arrollada normal y la instantánea o extra fina, cuya diferencia es el tamaño de los copos. La normal refiere a copos enteros, mientras que para preparar la instantánea los copos se trituran y, consecuentemente, se reduce el tiempo de cocción. Ambas tienen idénticas propiedades. La elección sólo dependerá de la preferencia personal en cuanto a textura y rapidez de cocción.

Contiene algunas sustancias conservantes naturales que inhiben el enranciamiento de las grasas de su composición. Por esta razón pueden guardarse en recipientes herméticos en la heladera y se conservará casi un año.

El modo de cocinarla depende de la textura que se desee obtener. Si quiere que sea un poco áspera, eche la avena en una cacerola con agua o jugo hirviendo. Si la prefiere cremosa póngala en agua a temperatura ambiente y después cocínela. En ambos casos use una cacerola de fondo grueso y cocínela a fuego bajo para evitar que se pegue.