Los Mejores Remedios Naturales para el Dolor Muscular

Los Mejores Remedios Naturales para el Dolor Muscular

En algunos casos, los Dolores Musculares son una molestia menor, pero a veces puede pesar sobre su salud y convertirlo en algo realmente poco soportable en sus actividades diarias si no consume un medicamento.

Si usted de una persona que normalmente lucha contra dolores musculares, lo primero que debe hacer es mantener su cuerpo hidratado bebiendo suficiente agua todos los días. Si el organismo no posee la suficiente hidratación, los músculos se tensan y tornan tiernos, pudiendo así, lastimarse con facilidad.

Además, de esto, debería intentar con estos remedios naturales que lograrán un efecto calmante en los músculos, reduciendo notablemente el dolor muscular en poco tiempo.

  1. Compresas Frías

La aplicación de una compresa fría en el músculo afectado puede ayudar a reducir el dolor y la inflamación. El frío hará que la constricción de los vasos sanguíneos reduzca el flujo de sangre a la zona dolorida.

Envuelva un puñado de cubos de hielo en un paño

Colóquelo sobre la zona afectada durante unos quince minutos

Repita cada hora durante las primeras 24 a 72 horas.

  1. Agua Caliente

Luego de las 24 horas de la aparición del dolor, la aplicación de agua caliente le proporcionará una rápida relajación y alivio. Se promoverá un aumento de flujo sanguíneo y acelerará el proceso de curación. No utilice este método durante las primeras 24 horas.

Llene la bañera con agua tibia y agregue una taza de sal de epsom. El magnesio de la sal de Epsom promueve la relajación muscular.

Remoje la zona afectada del cuerpo en el agua tibia durante unos 20 minutos.

Repita varias veces al día durante uno o dos días para ayudar a relajar los músculos doloridos y tensos.


  1. Cerezas

Las cerezas pueden prevenir el dolor muscular luego de actividades físicas. Estudios científicos han arrojado que las cerezas poseen gran cantidad de antioxidantes y compuestos anti-inflamatorios que puede reducir notablemente la inflamación y dolor muscular.

Coma media taza de cerezas luego de realizar algún ejercicio o entrenamiento para prevenir la aparición de los dolores. También puede beber una taza de jugo de cerezas, sin agregar azúcar.

  1. Cúrcuma

La cúrcuma funciona como un potente analgésico y anti-inflamatorio.

Mezcle una cucharadita de cúrcuma en polvo en una taza de leche.

Caliente a fuego lento.

Beba dos veces al día, haciéndolo lentamente para obtener los mejores efectos.

También puede hacer un cataplasma mezclando cantidades iguales de cúrcuma recién rallado, jugo de limón y sal.

Aplique luego sobre los músculos a tratar, deje actuar por media hora y luego enjuague con agua tibia. Realice este tratamiento dos veces al día hasta que el dolor desaparezca.

  1. Jengibre

El jengibre actúa como un agente anti-inflamatorio natural, y mejora la circulación sanguínea, lo que alivia el dolor muscular.

Estudios científicos del año 2010 dan como resultado que el consumo diario de jengibre fresco y jengibre al horno puede ayudar de manera importante a reducir el dolor muscular después de la actividad física.

Coloque cuatro cucharadas de jengibre fresco rallado en un trozo de algodón.

Remoje en agua caliente durante menos de un minuto.

Deje enfriar y luego aplíquelo sobre la zona a tratar.

Repita el proceso varias veces al día durante dos o tres días.

También puede beber tres tazas de té de jengibre por día.

Para realizar este té debe cortar un pequeño trozo de raíz de jengibre y hierva en dos tazas durante diez minutos.

Escurra, añada un poco de miel y disfrute de un té calmante para sus Dolores Musculares.

  1. Vinagre de Manzana

El vinagre de sidra de manzana es otro excelente remedio natural para calmar los dolores musculares. Posee propiedades anti-inflamatorias, como también propiedades alcalinizantes que contribuyen a reducir el dolor y la inflamación de los músculos.

Añada dos tazas de vinagre en una bañera de agua tibia.

Tome un baño durante 20 minutos.

Realice todos los días durante un tiempo hasta que se recupere completamente.

Otra alternativa es añadir a un vaso de agua tibia, una cucharada de vinagre y una de miel. Beba una vez al día durante una semana.

  1. Romero

Las hojas de romero, ya sean frescas o secas, contienen propiedades anti-inflamatorias que pueden ser de alivio para el tejido muscular inflamado, reduciendo así el dolor.

Hierva cien gramos de hojas de romero seco en ocho tazas de agua.

Quite del fuego y deje reposar durante veinte minutos.

Remoje con la solución la zona afectada durante quince minutos, dos o tres veces al día durante cuatro o cinco días.

  1. Plátanos

Los plátanos son un remedio natural maravilloso para el dolor muscular debido a los calambres.

Esta fruta es una fuente importante de potasio, muy importante para prevenir Dolores Musculares. La deficiencia de potasio puede llegar a causar debilidad muscular, fatiga y calambres con regularidad.

Coma plátanos maduros sobre una alimentación base diaria para tratar el dolor muscular.

También puede beber un licuado de plátanos. Esto permitirá a su organismo recibir potasio y calcio, esenciales para lograra unos músculos sanos.