Propiedades Medicinales del Jengibre. Beneficios. Usos. Aplicaciones

Propiedades Medicinales del Jengibre. Beneficios. Usos. Aplicaciones

Propiedades Medicinales del Jengibre. Beneficios. Usos. Aplicaciones

Es una hierba perenne de tallo verde con hojas estrechas y una espiga de flores amarillas o blancas. La parte que se emplea, tanto en la cocina como en la medicina, es la raíz o rizoma. La misma tiene unos nudos largos y tuberosos. La planta debe tener más de un año de vida para que pueda utilizarse.

El jengibre es nativo de Asia, aunque su cultivo se ha extendido a todas las regiones tropicales.

Empleado desde hace miles de años por la cultura Oriental, especialmente en China, Tíbet e India, fue introducido a Europa en la Edad Media a través de la ruta de las especias. Allí se lo conocía con el nombre de ziggiber, y fue apreciado por las culturas griega y romana debido a sus propiedades antiinfecciosas.

Principios Activos del Jengibre

Aceite esencial volátil (zingiberina, entre otros), compuestos fenólicos (incluidos jingeroles y shogaoles), pectina, almidón.

Aplicaciones y Propiedades Medicinales del Jengibre

La Medicina Tradicional China lo describe como un remedio agrio y cálido, útil para eliminar la flema, reforzar el corazón, aliviar la artritis y combate cualquier dolencia causada por un desequilibrio en la humedad del organismo.

Debido a los compuestos fenólicos que posee, la raíz de jengibre actúa eficazmente sobre la motilidad gastrointestinal. Estos compuestos relajan la musculatura del estómago y reducen la actividad intestinal. Esto se traduce en una acción antiemética (contra el vómito) muy eficaz, por lo que es recomendado para prevenir o calmar los mareos de transporte. También se emplea para aliviar: náuseas y mareos de todo tipo, indigestión, exceso de actividad intestinal, flatulencias y pesadez de estómago.

Según algunos investigadores, los jingeroles son responsables de su acción hepatoprotectora.

La Medicina Oriental emplea la tisana de jengibre para aliviar los dolores de estómago y mareos. La misma se prepara hirviendo 1 cucharada sopera de raiz de jengibre picada en 200 ml de agua durante 3a 5 minutos. Se cuela y se bebe, sola o con miel. Se toma 1 taza de esta decocción 3 veces al día.

En inhalaciones, es un excelente remedio contra el mareo y las náuseas matutinas del embarazo.

Debido a sus propiedades afrodisíacas, antiguamente se utilizaba para avivar el apetito sexual. Hoy se sabe que posee un efecto beneficioso sobre la fertilidad. Aumenta el volumen de esperma y mejora la movilidad de los espermatozoides.

Aplicado sobre la piel en forma de compresas, o de masajes con aceite esencial, contribuye a reducir los sabañones y, en cierta medida, a aliviar las várices.

En el sistema cardiovascular, se cree que el jengibre regula el nivel de colesterol y estimula la circulación, por lo que suele indicarse en casos de hipercolesterolemia y mala circulación (especialmente cuando las manos y los pies están fríos).

Al equilibrar la humedad del cuerpo: alivia el catarro, los resfrios, el dolor de garganta, la sinusitis y la tos. Además, reduce la fiebre porque provoca una mayor sudoración.

Suele indicarse 1 ml (15 gotas) de tintura de jengibre diluida en 1 vaso de agua, 3 veces al día, para estimular la circulación y atenúa los síntomas gripales.

Debido a sus propiedades caloríficas, alivia el edema y el artritismo. Aplicado en compresas, o realizando masajes con aceite esencial, se calman: los dolores reumáticos, el dolor y los espasmos musculares, las torceduras, los esguinces y el dolor de espalda.

En cuanto a su influencia sobre las emociones, el jengibre es, a la vez, calmante y estimulante, agudiza los sentidos y favorece la memoria. Es un excelente tónico nervioso que reconforta y revitaliza.

Presentaciones

La raíz, fresca o en polvo, puede conseguirse en cualquier supermercado o dietética; pero, si va a emplear el jengibre con fines medicinales, lo ideal es usar productos y suplementos normalizados. Estos pueden ser jarabe, tintura, cápsulas, etc. que brindan un uso más eficaz y seguro. Ante cualquier duda, consulte a un médico o farmacéutico avezado en el tema.

Precauciones y Recomendaciones Sobre el Jengibre

En dosis altas, el uso del jengibre está contraindicado en personas con úlceras pépticas, indigestión con acidez, y en las primeras etapas del embarazo.