Homeopatía. Efectiva e Inofensiva para Nuestras Dolencias

Homeopatía. Efectiva e Inofensiva para Nuestras Dolencias

Que es la Homeopatía? Efectiva e Inofensiva para Nuestras Dolencias

Aún hoy día, existe bastante confusión alrededor de la Homeopatía. Son muchas las personas que se preguntan ¿qué es? ¿son médicos los que la ejercen? ¿recetan una mezcla rara de yuyitos?

La Homeopatía es un sistema médico terapéutico creado por el alemán Cristian Federico Samuel Hahnemann hace ya más de 200 años; y sólo puede ser estudiada y posteriormente ejercida por médicos (o veterinarios, si hablamos de animales) egresados de una Universidad Nacional.

Se fundamenta en la “Ley de la Similitud” y en las “dosis infinitesimales”, es decir que busca curar a través de sustancias altamente diluidas que, si fueran administradas en estado puro (o poco diluidas) a un hombre sano, le producirían trastornos físicos y mentales semejantes a los de la enfermedad que combaten.

ENFERMEDAD Y FUERZA VITAL

Hahnemman afirmaba que la enfermedad es la manifestación de un desequilibrio en la fuerza vital. Este desarreglo afecta a la persona primero a nivel mental-emocional generando, por ejemplo, rechazo, enojo, temor, inseguridad, etc. Luego, la alteración se torna funcional y algunos pacientes manifiestan broncoespasmos. Otros también dermatitis, gastritis… y así cada cuerpo se va expresando de forma diferente. Por último, aparecen las lesiones estructurales: deformaciones óseas, úlceras, infartos, cáncer…

Siguiendo esta línea de pensamiento, la clave de cualquier curación yace en la fuerza vital, que es esa energía que nos impele, que nos ayuda a “mover” nuestro cuerpo material en sus reacciones físicas, químicas y biológicas, y que, al igual que la Vida, emana del Alma hacia el organismo en sentido centrífugo (hacia afuera). Como toda energía, su perturbación sólo puede ser reequilibrada por otras energías de naturaleza semejante que actúen en su mismo plano. Y es lógico… tratar de reencausar la fuerza vital con remedios que no vibran en su misma frecuencia sería como pretender entablar un diálogo con alguien que habla un idioma que no conocemos.

EL MEDICAMENTO HOMEOPÁTICO

Hoy, a través de la física cuántica, se ha comprobado que los medicamentos homepáticos actúan en el campo informacional (ese gran espacio, aparentemente vacío, que se encuentra entre el núcleo del átomo y su primer electrón). Desde allí, ponen en marcha una serie de movimientos que hacen que la fuerza vital comience a reorganizarse. De esta manera ir liberándonos de todo lo que nos enferma.

Estos medicamentos se preparan en farmacias homepáticas, que cuentan con un laboratorio especializado que les permite efectuar el proceso de diluir la sustancia a dosis infinitesimales y agitarla para desarrollar su poder dinámico curativo (dinamización). Esto explica por qué los remedios homeopáticos no tienen “masa” sino “energía liberada”. Esta actúa movilizando la fuerza vital y estimulando la naturaleza curativa del paciente.

En cuanto a su prescripción, los Unicistas indicamos medicamentos hechos a base de sustancias simples y puras, siempre de a uno, sin mezclar, previa jerarquización de síntomas y procurando que tenga similitud con la forma de ser y estar del paciente.

Veamos a la Homeopatía como una oportunidad de ver las mismas cosas, pero con otros ojos…

Dra. Andrea Costantino
Médica
Homeópata Unicista