Remedios Caseros para las Alergias en la Piel

Remedios Caseros para las Alergias en la Piel

Las alergias en la piel pueden ser representadas como erupciones pruriginosas. Aparecen como protuberancias rojas que podrían ser indicación de una inflamación de la piel. Una erupción puede ser causada por alergias a varias cosas como ciertos alimentos, plantas, productos químicos, picaduras de insectos, etc. Hay algunas causas poco frecuentes de alergia en la piel, como productos para el cuidado de la piel, perfumes, ropa, látex o detergentes. Las alergias en la piel pueden convertirse en un problema si no se trata inmediatamente.

La buena noticia es que se puede tratar las alergias en la piel en su propia casa. Con la ayuda de algunos sencillos remedios caseros esto es posible. Los remedios naturales no causan efectos secundarios.

Aquí están algunos remedios naturales útiles, pero simples, para el tratamiento de las alergias en la piel

Aloe Vera

Usted puede tomar directamente el aloe vera (la planta) o incluso se puede comprar crema de aloe vera en el mercado. El Aloe vera contiene propiedades anti-inflamatorias y anti-bacterianas que pueden ser muy beneficiosas para dar un corte a la alergia.

También tiene formas naturales de zinc y vitamina C que promueven la curación de la piel dañada. Puede utilizar el jugo de aloe vera de la hoja de la planta y aplicar el gel directamente sobre la zona afectada de la piel.

Vea también 10 Curas Naturales Preparadas Sólo con Aloe Vera

Manzanilla

Los aceites esenciales son muy útiles para reducir la irritación de la piel causada por alergias o erupciones cutáneas. En algunos casos, puede agravar o desencadenar otras alergias, pero eso ocurre muy raramente. Nutre la piel para traer la curación y reducir los daños causados por la alergia.

Vea también La Manzanilla. Planta Medicinal. Propiedades Curativas

Los aceites esenciales también pueden causar la acumulación de células blancas de la sangre en el área aplicada. Los glóbulos blancos ayudan a eliminar las bacterias o microbios dañinos a su vez favorece la cicatrización de la piel.

Bicarbonato de Sodio

Funciona de manera efectiva en el tratamiento de erupciones cutáneas y alergias. Aplique un poco de bicarbonato de sodio en la zona afectada y presione suavemente. También puede remojar las manos o los pies en una solución de bicarbonato de sodio con agua caliente.

Puede mantener la zona sumergida durante unos 30 minutos para obtener los mejores resultados. Esto ayudará a aliviar la picazón, irritación y el enrojecimiento asociado con una erupción.

Vea también Conoces todas estas Propiedades Curativas del Bicarbonato de Sodio?

Cubos de Hielo

El frío ayuda a controlar la inflamación, hinchazón, picor y enrojecimiento que son causadas por erupciones. Se puede utilizar para cualquier tipo de agente que causa la erupción. Funciona mejor en caso de picaduras de insectos como arañas y abejas.

Aplicar unos cubitos de hielo sobre la zona afectada durante 15 minutos. Se puede volver a aplicar hielo después de unas pocas horas si los síntomas de inflamación persisten. Espolvorear un poco de polvo de bicarbonato de sodio o un poco de sal en la alergia y luego aplicar hielo sobre ella.

Aceite de Oliva

Es un remedio tradicional utilizado para tratar las erupciones. Los beneficios del aceite de oliva para su uso en una alergia de la piel son numerosos.

Incluso se puede sumergir su mano o el pie en un cubo de agua tibia y añadir unas gotas de aceite de oliva en él. También puede aplicar el aceite de oliva directamente sobre la zona afectada con un algodón.

Vea también 10 Curas Naturales Preparadas Sólo con Aloe Vera