Saltar al contenido
Mi Medico Natural

Como usar la Hoja de Laurel para la Salud

cómo usar la hoja de laurel para su salud

El laurel es aromático, utilizado tradicionalmente en la cocina de todo el mundo y no puede faltar en la cocina de los mejores gourmets. Con un sabor fuerte, generalmente se usa en la preparación de carnes, guisos, caldos y sopas. Pero no es solo en los alimentos que la hoja de laurel tiene sus dotes. También es una buena opción por sus propiedades medicinales.

La hoja de laurel proporciona alrededor de 320 calorías por cada 100 gramos de consumo. Rico en carbohidratos y fibra, también tiene grasas saturadas y poliinsaturadas. El pequeño vegetal también tiene vitaminas A, B, C y D, y es rico en minerales como calcio, hierro, potasio y magnesio.

Beneficios para la salud de la hoja de laurel

Con todas estas maravillas presentes, está claro que la hoja de laurel tenía que ser beneficiosa para una serie de cuestiones relacionadas con nuestra salud. Veamos a continuación algunos de estos beneficios:

En la digestión

Su fuerte aroma estimula la producción de saliva y otras enzimas digestivas que ayudan en la descomposición de las partículas de alimentos, promoviendo la sana digestión al comer. Es bien conocido por combatir la acidez estomacal y la hinchazón. Una taza de esta hoja también previene el estreñimiento.

En la lucha contra el cáncer

Los compuestos anticancerígenos están presentes en la hoja de laurel. Entre éstos podemos nombrar el ácido cafeico, la quercetina, el euganol y las catequinas, que restringen el metabolismo de la leucemia y las células de cáncer de mama. El fitonutriente partenolida también restringe el crecimiento celular de cáncer cervical.

Para problemas respiratorios

El té de esta hierba se usa contra la fiebre y la gripe, y ayuda a aliviar la congestión nasal. Las hojas también tienen propiedades antibacterianas, lo que ayuda a combatir las bacterias de la gripe.

Al corazón

La hoja de laurel contiene cero colesterol y es rico en compuestos que ayudan al corazón como salicilatos, ácido cafeico y fitonutrientes. Reducen las posibilidades de desarrollar enfermedad coronaria.

También ayudan a mejorar la salud del corazón y a reactivarlo. Además, aumentan el colesterol HDL (bueno) y reducen el colesterol LDL (malo). El estrés, la ansiedad y la presión arterial también se reducen por su consumo.

Para diabéticos

Las hojas de laurel son útiles para combatir la diabetes tipo 2, ya que aumentan la producción de insulina al controlar el nivel de glucosa en el cuerpo.

Propiedades antiinflamatorias.

El compuesto de partenolida presente en el laurel es antiinflamatorio. El aceite extraído puede usarse para aliviar la migraña y la artritis.

Para la piel

La hoja de laurel contiene una variedad de antioxidantes y antisépticos considerados compuestos beneficiosos para la piel.

Otros beneficios

El té de laurel también se usa para mantener la menstruación regular y aliviar los cólicos. También reduce los cálculos renales y puede usarse en la higiene bucal.

Cómo infundir la hoja de laurel

Para hacer una infusión de hojas de laurel, simplemente hierva agua y colóquela junto a un puñado de hojas y deje en infusión durante unos diez minutos. Para sazonar, usar a gusto.

Sin embargo, la hoja de laurel también tiene contraindicaciones: no puede ser consumida por mujeres embarazadas.